{RNC} Crema batida de karité y rosa mosqueta

Crema batida de karité y rosa mosqueta

Tanto los aceites como las mantecas vegetales pueden aplicarse directamente sobre la piel, aunque como las mantecas tienden a solidificarse a temperatura ambiente pueden resultar más incómodas. Por eso, una solución sencilla, práctica y agradable es hacer una crema batida de manteca con aceite, ya que al enfriarse no solidifica tanto debido al contenido en aceite de la mezcla. Queda muy suave al tacto, y se reparte y se absorbe perfectamente. La proporción puede rondar desde un 6075% de manteca/s (karité, cacao, coco…) y un 40-25 % de aceite/s (almendra dulce, rosa mosqueta, aguacate, jojoba…), adaptando y mezclando ingredientes según lo que que necesitemos. También se podrían añadir aceites esenciales en un 1-5% de la cantidad de aceites empleados, echándolos en frío antes de batir la crema para que conserven sus propiedades. Además, como no lleva nada de agua, se conserva estupenda durante mucho tiempo.
En esta ocasión quería hacer una crema hidratante y regeneradora, por lo que elegí manteca de karité y aceite de rosa mosqueta. También le añadí un poco de aceite de semilla de albaricoque, que es rico en vitamina E (antioxidante) y especialmente indicado para pieles sensibles. Es ideal para usar como crema facial de noche (el aceite de rosa mosqueta es fotosensible, no hay que dárselo antes de exponerse al sol), tras el afeitado o la depilación, corporal para después de la ducha o para después de tomar el sol, para prevenir o tratar estrías (pubertad, embarazo) y cicatrices, para pieles secas (manos, codos, rodillas, pies)…
75 gramos manteca de karité
24 gramos aceite de rosa mosqueta
1 gramo aceite de semilla de albaricoque
Ablandar la manteca de karité en un recipiente (por ejemplo, de cristal; no metálico) al baño maría y a fuego muy bajo, removiendo con una cuchara de madera. Retirar del fuego, añadir los aceites y mezclar bien. Dejar enfriar unos pocos minutos (en la nevera o introduciendo el recipiente en otro más grande con hielos) hasta que empiece a espesar y oscurecer (de transparente a amarillento). Batir suavemente con la batidora de mano (mejor si es de varillas, quedará más esponjosa) hasta que la mezcla se vuelva blanca y consistente como mousse o nata montada (si es necesario porque está líquida, repetir el paso de enfriar la mezcla y volver a batir). Verter en recipientes de cristal esterilizados y cerrar.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en {RNC} y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

15 respuestas a {RNC} Crema batida de karité y rosa mosqueta

  1. tastyrules dijo:

    No sabia que algo asi fuera posible…. estamos para aprender algo nuevo cada dia, eh? 🙂

  2. sirereta dijo:

    Muchas gracias por la receta! Se puede hacer con aceite de coco en vez de aceite de semilla de albaricoque?

    • Nihacc dijo:

      ¡Un placer, sirereta! 🙂 Sí, claro, puedes adaptar la receta como prefieras: usar sólo un tipo de aceite (rosa mosqueta o el que sea) o mezclar con otros aceites en diferentes proporciones a tu gusto.

  3. InfoAceite dijo:

    Increíble…gracias por esta “receta casera!

  4. silvana dijo:

    hola en vezde semilla de albaricoque que otra se le puede agregar puede ser un poco de aceite de coco a la crema

  5. Virginia dijo:

    Hola:
    Esta semana hice la receta pero sustituyendo la rosa Mosquera por aceite de germen de trigo. Al principio se quedo la textura tipo crema pero al cabo de unos minutos se había quedado sólida. ¿Es normal?

    • Nihacc dijo:

      ¡Hola, Virginia! No he probado con ese aceite, aunque sí que tiende a solidificarse un poco después… se podría echar más proporción de aceite para que quede más cremosa, aunque a mi no me parece que le haga falta porque después al aplicarla con las manos queda bastante “blandita”. Espero haberte ayudado 🙂

  6. Sara dijo:

    Hola!! Gracias por tu receta. Me gustaría hacerte un pregunta… Una vez batida la crema quedó parecida a la de la foto, ero al día siguiente se había puesto solida y en un tono amarillo crema. ¿Es esto normal? Porque con 40 grados en la calle me parece raro. Gracias y un saludo

    • Nihacc dijo:

      ¡Hola, Sara! Como le comentaba a Virginia, sí que tiende a solidificarse un poco después al enfriarse la manteca… se podría echar más proporción de aceite para que quede más cremosa, aunque a mi no me parece que le haga falta porque después al aplicarla con las manos queda bastante “blandita”. Lo del tono amarillento no me ha pasado; quizá se te han enranciado un poco los aceites… para evitarlo, mejor guardarla en un envase o en un lugar que no le de la luz del sol. ¡Un saludo!

  7. Pingback: Healing Botanicals

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s